odontovida

Periodoncia

Periodoncia:

Es la rama de la odontología, que se encarga del cuidado de la salud de la encía, ligamento periodontal, cemento, hueso y demás tejidos de soporte del diente. Esta área de la odontología cuida la salud periodontal a través de limpiezas y retirando cálculos, adheridos al cuello dental. Las patologías más comunes asociadas a la encía son gingivitis y periodontitis, ambas resultan ser indoloras, suelen presentarse con sangrado al cepillar los dientes.

 

Periodoncia

Como se hacen:

 

Los cuidados periodontales, requieren una amplia planificación y un gran compromiso por parte del paciente. Ya que aunque, hoy hay muchas técnicas para recuperar la salud periodontal. Depende de los cuidados del paciente mantener con buena salud los tejidos de soporte.

Cuando se hacen tratamientos periodontales:

 

Se recurre a la periodoncia cuando el problema de salud, está afectando los tejidos de sostén del diente, problemas a los que hay que tratar prontamente, de lo contrario, el riesgo de perder piezas dentales es grande.

Porque:

 

Se hacen porque los avances científicos y tecnológicos, permiten dar mejores opciones y oportunidades para mantener los dientes en boca, lo cual es el ideal en vista de lo costoso que resulta la rehabilitación y que los tejidos naturales tienen una funcionalidad superior.

Tratamientos asociados:

 

Profilaxis:

 

Consiste en retirar la placa bacteriana, cuya consistencia es blanda, de las superficies de los dientes, a través de un cepillado dental profesional o  a través del uso e equipos que limpiar los dientes con agua y bicarbonato de sodio a presión, dejando las superficies completamente limpias. Es destacable, que retirar esta placa bacteriana  es la labor que se debe cumplir, cuando se realizan actividades de auto cuidado, como el cepillado dental. Por lo tanto esta debe ser una función que debe ser llevada a cabo por el paciente en su casa, con su cepillo dental y seda dental.

Detartraje:

 

Es un proceso que se realiza exclusivamente en el consultorio odontológico y tienen como misión retirar los cálculos adheridos a los cuellos dentales, con instrumentos manuales o ultrasonidos que permiten realizar esta labor de manera rápida. Es debatible la realización de limpiezas constantes debido a que el ultrasonido puede lesionar el cuello dental. Mejorar la técnica de aseo bucal y la aplicación de fármacos, para tratar aquellos pacientes que presentan una formación de cálculos dentales muy rápida, cada paciente debe ser tratado y vigilado de manera individualizada.

Gingivectomia y gingivoplastia:

 

Son pequeños recortes que se realizan a la encía para mejorar el aspecto de los dientes ya que esta armoniza las medidas y tamaño de la encía logrando una óptica de los dientes mejor alineada y de tamaños iguales.

Injertos óseos o de encía:

 

esta maravillosa área de la odontología es capaz de usar injertos óseos y de encías para regenerar tejidos perdidos y evitar pérdidas dentales o mejorar le estética y función dental.

Cirugía de implantes:

 

son las cirugías previas y propias de la colocación de implantes osteointegrados para reemplazar piezas dentales ausentes o para servir de anclas para tratamientos ortodonticos.

Prevención:

 

Las patologías en la encía se previenen esencialmente realizando una buena técnica de cepillado e higiene dental. Donde se retire adecuadamente la placa bacteriana pero si agredir la encía y los tejidos de soporte este proceso.

Revisando y conociendo tu boca puedes detectar cambios que permitirán  al odontólogo actuar a tiempo.

Asistiendo la odontólogo cada 6 meses.

Cuidados preoperatorios:

 

Procure llegar a consulta bien cepillado, aunque venga a realizarse una limpieza dental.

Acostumbre tomar sus medicamentos con normalidad y desayunar si tiene cita temprano.

Si toma anticoagulantes, debe comentarlo con antelación, para solicitar a su médico tratante, su aprobación para dejarlo 7 días mientras se recupera una función plaquetaria normal.

Cuidados postoperatorios:

 

No succione a través de pitillos o escupa en las primeras 24 horas después del detartraje.

Evite tomar licor ni fume en los próximos días.

No se moleste la zona de la limpieza con ningún objeto, y tenga correcto cepillado dental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *