odontovida

Restauraciones

Restauraciones:

 

Son todos aquellos tratamientos para devolverle la forma, estética y función a él o los dientes. Es esencial conocer el origen del problema sea por caries, trauma o defectos congénitos, ya que conocer este origen se permite establecer un correcto plan de tratamiento. Se hacen con diferentes materiales y técnicas que requieren en cualquier caso, un correcto retiro de las caries, una adecuada limpieza, la colocación de la restauración. Requiere también la confirmación de que está bien adaptada y un pulimento para evitar dejar retenciones, dando una sensación agradable y con naturalidad al paciente.

Las restauraciones debes hacértelas lo más pronto posible, ya que retardar la visita al odontólogo solo complica el tratamiento de allí la importancia de ejercer una buena prevención.

Es importante hacer unas correctas restauraciones dentales ya que los dientes tienen formas específicas, que engranan con sus vecinos y antagonistas formando un equipo de trabajo que necesita mantenerse completo y equilibrado.

tipos de restauraciones:

 

Resinas:

Son restauraciones que se ha venido realizando, con un material llamado composite. Que desde que surgió a mediados de los años 50, ha venido revolucionando la manera de restaurar los dientes, ya que además de asemejar el color dental, también se adhiere a las superficies dentales, permitiendo hacer preparaciones o cortes muy conservadores.

El sistema funciona, aplicando inicialmente un ácido, que crea micro cavidades en la superficie dental, después un adhesivo que funciona como agente de enlace.

Por último la resina o composite, que tiene la consistencia de una masa moldeable, a la cual se la da la forma requerida y posteriormente de endurece, a través de un proceso de fotopolimerización, inducido por una luz azul producida por una lámpara indicada para este fin.

 

Resina en niña

Ionómeros:

Son ideales en restauraciones para niños, ya que después de limpiar la cavidad se pueden colocar directamente ya que este material se une al diente sin necesidad de preparaciones o agentes de enlace.

Se usan con mucha frecuencia, como base previa cuando se realizaran resinas muy grandes, para evitar lesiones al nervio dentario.

El ionómero, se prepara al mezclar un polvo y un líquido y existen de endurecimiento con lámpara  de luz azul o de auto polimerización, donde se espera 5 minutos a que el material endurezca solo.

 

Ionómero en niño

 

Incrustaciones:

Son ampliamente utilizadas, para restaurar dientes con grandes cavidades, donde la resina no será suficiente para asegurar una restauración duradera. Pueden realizarse con materiales llamados cerómeros o porcelanas.

Los cerómeros o porcelanas,  requieren de la intervención de un laboratorio dental. Quien se encarga de una gran parte del trabajo, procesando estas restauraciones que al ser de naturaleza cerámica, requieren ser horneadas.

 

Carillas:

Son actualmente unas restauraciones populares, destinadas a mejorar el aspecto de los dientes, consiguiendo que luzcan derechos, de igual color o más blancos. Se colocan en la cara exterior de los dientes, pueden ser realizados en resinas o en porcelana.

Carillas dentales

Coronas:

Son grandes restauraciones que cubren toda la corona dental, se utilizan cuando hay una gran pérdida de la corona natural del diente.

Actualmente pueden ser realizadas con diferentes tipos de cerámicas, según las necesidades y expectativas particulares, resultando ser un tratamiento costoso y que requiere cuidados especiales.

Corona

Prótesis fija:

Son la opción de algunos pacientes, que tienen perdidas parciales de sus dientes y quieren remplazar dichas perdidas con restauraciones fijas.

Estas requieren intervenir algunos  dientes, presentes en boca desgastándolos e incluso haciéndoles endodoncias y postes para que sean unos buenos pilares.

Protesis fija

 

Prótesis removible:

Son prótesis que se superponen en boca y cuya función, es reemplazar pérdidas dentales parciales o totales  a través de una prótesis de quitar y poner.

PROTESIS REMOVIBLE

Prevención:

 

Se evita tener dientes restaurados, cuando ejercemos adecuadas técnicas de cepillado dental y en caso de tener defectos dentales o accidentes, asistiendo prontamente al centro de salud de confianza.

 

Cuidados preoperatorios:

Mantener limpia toda la boca, especialmente el área a tratar.

Evita colocar remedios caseros dentro del diente ya que puedes afectar irreversiblemente la salud del mismo.

En caso de no poder asistir a cita pronto, contacta tu odontólogo para que te este indicando medicación, mientras eres atendido.

Acostumbra hacer una inspección visual, a través de espejos o explora tus dientes con la lengua. Si percibes cavidades que no existían, acude a tu odontólogo.

 

Cuidados postoperatorios:

Después de que tu diente ha sido restaurado, siempre estará requiriendo  no ser forzado a morder alimentos u objetos demasiado duros, ya que todos los tratamientos restaurativos. Implican perdida de la estructura dental y con ella hay una pérdida significativa de la resistencia dental.

Teniendo una excelente técnica de cepillado. Ya que todas las restauraciones siempre están requiriendo ser limpiadas adecuadamente, de lo contrario podrían presentarse nuevas caries o tener afecciones en la encía.

Debes mantener a  tu odontólogo informado, si hay dolor postoperatorio. Ya que en muchos casos es muy difícil pronosticar, si un diente tiene tendrá muerte pupar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *